viernes, 12 de mayo de 2017

Celler Ripoll Sans Cal Batllet Llum d´Alena 2013.



Bajo los criterios enológicos profesionales de Sonia Blasco, se elabora este Llum d´Alena, un vino tinto de la denominación de origen Priorat, que he catado y degustado en la edición de añada 2013 y que ahora me dispongo a compartir con los lectores de este blog. Impacto licoroso, no en vano su grado alcohólico llega a un dieciséis porcentual que se nota, aunque sea de un modo correcto y en ningún caso descarrilado. Vi de la Vila, con la casta garnacha como protagonista, encauzada en una filosofía identitaria del terreno en donde las viñas cumplen su ciclo vegetativo, carácter y búsqueda nítida de la excepcionalidad. Laderas de pizarra que albergan algunas cepas centenarias, raigambre de la licorella, en terrenos de poca profundidad, bajo contenido de materia orgánica y piedra laminar de color cobrizo oscuro.
Maduración acreditada de doce meses en barricas de madera de varios usos de roble francés, dejando tras el descorche unos segundos de aireación y descubriendo en copa parada un cromatismo picota intenso, con reflejos púrpura. Nariz que recibe nostalgias de fruta negra y roja maduras, con segundo plano dominado por evocaciones florales y silvestres, naturaleza, centrando con algunas memorias de miga de pan, regaliz y botica, deslizando hacia el final de la fragancia descriptores de grafito y pedernal, buen empaque mineral. En segundas aproximaciones apunto un sentido licoroso de la fruta bautizado con arropes y prolongando la intensidad del perfume.
Boca sabrosa, abre con profundidad, la fruta encaramada a un primer plano, hay frescura que se une a detalles licorosos, plantea el alcohol con desenfado pero también con cierto equilibrio, sin estridencias. Volumen y sapidez, aportando unos taninos golosos y pulidos, la madera siempre en segundo plano de protagonismo, con buena seña de persistencia. Retronasal que habla de ciruelas y cerezas, mermelada de naranja, kirsch, pétalos de rosas rojas y flores violetas, matorral y panadería, esta menos marcada, asomando destellos balsámicos de regaliz y un epílogo que acredita su condición de vi de la vila, con esbozos que evocan terruño.
Buena personalidad. Lo califico en esta edición de cosecha 2013 entre recomendable y muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario