domingo, 12 de marzo de 2017

Niepoort Vinhos Dócil Loureiro 2015.



Dirk Niepoort siempre busca la peculiaridad en sus vinos. En el caso que nos ocupa estamos delante de un blanco seco monovarietal de la casta loureiro, que el vitivinicultor portugués elabora en base a fruta vendimiada en cepas asentadas sobre suelos de composición granítica, afincados en tierras Del Valle del Lima. Homenajeando a los vinos verdes, que obtuvieron la denominación de origen en el año 1984, Niepoort vinifica tras la oportuna vendimia, con fermentación alcohólica en depósitos de acero inoxidable controlando la temperatura y afinando durante cuatro meses de permanencia en esos continentes. En copa parada desliza un cromatismo amarillo pajizo con reflejos verdosos, algunos acerados simples, presencia visual de cierta aguja, afirmando en la proximidad aromática nostalgias cítricas y manzana, con una segunda instancia de intensidad floral blanca y amarilla. No tiene complejidad excesiva y si una olfativa lozana y fresca. La boca crepita a su paso, con una traza de acidez prolongada aunque controlada, manteniendo la identidad tradicional del vinho verde, mostrando viveza y músculo. Personalidad atlántica, fluidez y consistencia, la fruta palpita y deja una seña de persistencia en clave media alta. La retronasal insiste en reflejar evocaciones de limón y manzana, madreselva y ortiga blanca, guiño herbal y en el epílogo un punto de salinidad que alarga su expresión. Lo califico en esta añada 2015 entre recomendable y muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario