viernes, 12 de agosto de 2016

Fantôme Brasserie/Brewery Bière Artisanale sur lie.



Un placer poder catar y degustar cervezas como la presente, una saison pale ale, procedente de una pequeña brasserie de la Wallonia, región francófona de Bélgica, en donde la elaboración de este tipo de cervezas se convierte casi en rito ó religión. Con la dirección de Dany Prignon, desde el año 1988 Fantôme interpreta con personalidad un merecido espacio entre las saison del mercado, poco habituales tal vez en España, pero muy valoradas en Francia y Bélgica.
¿Y qué quieren que les diga?, a mi me parece un estilo de cerveza valorable, profusa en señas frutales, con guiños especiados y menores florales, silvestres diría yo. Ligera, fresca, emotiva, con la simpleza orgullosa de la artesana originalidad. Un fantasma divertido que Prignon elabora en su granja brewery, y que viste con botella verde, tapa metálica y corcho.
En copa de cata exhibe un cromatismo amarillo intenso y dorado, con reflejos anaranjados suaves, buen despliegue de espuma blanca y marfileña, dejando en su proximidad aromática recuerdos de cesta de fruta, en donde aparecen nostalgias de naranja y albaricoque, menor empuje de pétalos florales blancos y un recreo silvestre y especiado de fondo que redondea su fragancia. Intensa en su capacidad de retornos olfativos, larga en su expresión, cuando la cerveza arranca en boca los créditos aromáticos mantienen su potencial y colaboran en la satisfacción del catador y degustador.
Los depósitos de fermentación cilindro-cónicos usados por Prignon, y un poco disimulado buen oficio artesano dan lugar a una cerveza que en boca se muestra intensa y en parte femenina, con un buen sentido longitudinal que sin embargo va dejando sensaciones múltiples durante el avance de la cerveza, el paladar entusiasmado con las frutas, el empaque maltoso indudable y una punta que anuncia flores secas, hierbas aromáticas, gengibre, enfundadas en naranja y fruta blanca con hueso.
Cumple con creces el tan buscado equilibrio y arma un cañón de fruta que se ve glorificado con esos descriptores que tanto me ha recordado a naturaleza, un paseo por el monte, y a un guiño de gengibre.
La califico como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario