martes, 24 de mayo de 2016

Pardevalles Viñedos y Bodega Tinto Joven 2015




Mi agradecimiento a los responsables de esta bodega vimbrera, situada allá en la noble tierra del Páramo leonés, por su desinteresada colaboración con este espacio divulgador de la cultura del vino, mediando el envío de varias muestras de sus referencias, al objeto de mi cata y análisis personal.
Comienzo con su vino tinto joven, un monovarietal de la casta prieto picudo en edición de cosecha 2015, que se elabora mediando una vendimia nocturna y cuando el fruto llega a bodega, una maceración pelicular de cuatro jornadas. Fermentado en depósitos troncocónicos de acero inoxidable de ciento cincuenta hectolitros bajo control de temperatura, y macerado con hollejos. Maloláctica y ligera crianza sobre lías en depósito.
En copa parada exhibe un cromatismo apicotado intenso con buena estampa y brillo, reflejos violáceos. La nariz conjuga recuerdos de fruta roja y negra en sazón, algún pétalo floral en segunda instancia, con un retorno balsámico y silvestre, que redondea la complejidad de la fragancia.
Sabroso en boca, arranca con profundidad en cuanto a la frescura y la condición de la fruta madre, traza de acidez bien prolongada y equilibrada, hay envolvencia y unos taninos jugosos y afables. Estupenda persistencia, con la retronasal hablando de cerezas, fresas y moras, flores violetas y un guiño de regaliz y muy delicado tono silvestre, matorral.
Lo califico en esta añada 2015 como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario