sábado, 19 de marzo de 2016

Champagne Lacourte-Godbillon Brut Rosé


Últimamente me están llegando de un modo u otro una amplia colección de referencias rosé procedentes de dominios de la Champaña, y debo manifestar, en general, mi amplia satisfacción por los vinos espumantes que estoy catando y degustando con este perfil.
Es el caso de este Brut Rosé de la bodega de Écueil, Lacourte-Godbillon, un champaña monovarietal de la casta pinot noir, que acredita un vinificado del diez por ciento en barricas de madera de roble francés, con la añada 2010 como cosecha base y un diez por ciento de vinos de reserva de la edición de añada 2009. Mínimo de tres años de afinado en las cavas de la bodega, afirmando tras el descorche y primer servicio en copa un color rosa asalmonado con algunos reflejos piel de cebolla, aromática que realza recuerdos cítricos y de frutos rojos, con segunda instancia bautizada por evocadores tonos balsámicos y alguna nota láctica menos marcada. La seña frutal resplandece por encima de cualquier otro testigo olfativo. Boca jugosa, llena de viveza, con esa conjunción de cítricos y frutos rojos que deja todo el alcance en el paso, sabroso, tiene en la llegada al paladar algunos guiños de fina salinidad, como si la fruta roja fuera escoltada por una pizca de sal maldon.
Evidencia una persistencia amable y prolongada, con la retronasal hablando de frambuesas, cerezas, limón y grosellas, pizca evocadora de naranja, con motivos anisados en segundo plano, una mueca láctica y un fondo que alimenta memorias de mineralidad.
Un estupendo ejemplo de intensidad frutal, traída con equilibro y elegancia.
Lo califico entre muy recomendable y más que muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario