domingo, 20 de diciembre de 2015

Bodega y Viñedos Divina Proporción 24 Mozas 2014.




De nuevo mi agradecimiento a los responsables de esta bodega acogida a la denominación de origen Toro, por su desinteresada colaboración con este espacio divulgador de la cultura vitivinícola, mediando el envío de varias muestras de sus principales referencias.
Ya caté y publiqué mis impresiones personales sobre las etiquetas Abracadabra en su edición de añada 2013 y Madremía referente a la cosecha 2014. Hoy le toca cubrir el protagonismo del blog a este 24 Mozas, que en la edición de vendimia 2014 rinde homenaje a las tradiciones de Toro, incluyendo en el corcho y en la contraetiqueta algunas coplillas de Tío Babú, boda de la localidad a la que no iban 24, sino 25 porque también iba la novia.
La Tinta de Toro se recrea en este vino desde el descorche, acomodada con una maduración de seis meses en barrica de madera nueva de roble, pincelando en copa parada un cromatismo apicotado de muy buena intensidad, con brillo y sensación estética de concentrada fruta, reflejos violáceos, apuntando en su cercanía olfativa recuerdos plenos de fruta negra y roja maduras, especiados dulces desplegados en segunda instancia, un punto láctico y otro guiño balsámico que redondean la fragancia, siempre concediendo el protagonismo principal a la fruta.
Equilibrado y rotundo, tiene viveza en la entrada, con la boca marcada por un buen tono de frescura, la acidez se expresa resuelta, abraza el paladar con la ducha de fruta que ya intuía durante el análisis aromático. Taninos golosos y marcados, exhibe una suave sensación de astringencia, que en todo caso resulta agradable, aportando personalidad al vino, sin aristas.
Si va a dar cuenta usted, querido lector, de un buen asado, no lo dude, con este 24 Mozas, la ocasión se convertirá en inmejorable.
Muy franca seña de persistencia, tiene prolongación, longitud, dejando en la fase retronasal evocaciones de moras, arándanos, frambuesas, algunas vainillas, guía láctica y balsámica, junto a un epílogo pleno en fruta y sapidez.
Lo califico en esta añada 2014 entre muy recomendable y más que muy recomendable.
Admite, para algunos paladares, un tiempo más de afinado en botella mediante una guarda responsable. Para mi es un potente e intenso vino de Toro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario