lunes, 30 de noviembre de 2015

David Fourtout Château Les Tours des Verdots Blanc 2014.




Con mi gratitud hacia el vitivinicultor francés David Fourtout, comienzo esta entrada referida al vino blanco seco acogido a la apelación Bergerac Sec, bautizado como Château Les Tours des Verdots, que forma parte del envío desinteresado que este hombre de vino tuvo a bien realizarme al objeto de mi cata y valoración personal.
La añada 2014 del vino que ocupa el protagonismo principal de mi blog en el día de hoy está basada en una conjunción varietal de las castas sémillon, en un cuarenta y cuatro porcentual, sauvignon blanc, veinticinco por ciento, sauvignon gris, veintitrés, y muscadelle, en la proporción restante.
Frutos vendimiados de modo manual en parcelas que acreditan un terreno de composición arcillosa y caliza, para tras su traslado a bodega comenzar con un proceso de vinificado que se realiza en función de cada varietal, de modo independiente. Tras la primera obtención del mosto, se lleva a cabo una primera maceración que deja paso a un fermentado alcohólico en barricas de madera de roble francés de un vino.
Crianza sobre propias lías con battonage semanales y maduración que se extiende durante un periodo aproximado de entre diez y doce meses.
En copa parada defiende una cromática amarillo pajiza con insinuaciones doradas, desliza en su cercanía olfativa recuerdos de fruta cítrica, tropical, con un guiño más ligero de fruta blanca, aportando en segunda instancia memorias florales, herbáceas y algún eslabón balsámico.
La boca es firme y agradable desde la entrada, perfila una buena traza de acidez, comunión entre fruta y untuosidad, con las influyentes lías bien presentes, tiene un avance equilibrado, buena racha de frescura. Creo que irá ganando más enteros mediando una guarda responsable en botella, aunque su presente ya comulga con un perfil agradable.
Largo en su persistencia, tiene en la fase retronasal recuerdos de limón, manzana golden, pera de agua, piña y lichis, con un segundo plano destinado a pétalos florales blancos y amarillos, un breve guiño balsámico de hinojo que se redondea con un punto sabroso de salinidad y sapidez.
Un vino blanco seco, que en esta añada 2014 califico entre recomendable y muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario