viernes, 29 de mayo de 2015

Bodegas Carchelo Altico 2012.





De nuevo mi agradecimiento a los responsables de esta bodega de la denominación de origen Jumilla por su desinteresada colaboración con este espacio divulgador de la cultura vitivinícola, mediando el envío de varias muestras de sus principales referencias.
La segunda etiqueta catada de cuantas me fueron enviadas corresponde a este Altico en edición de añada 2012, un monovarietal tinto de la casta syrah, que acredita en su proceso de maduración un periodo de doce meses de crianza en barricas de madera de roble francés.
En copa parada muestra un color apicotado con buenos reflejos violáceos, deslizando en su proximidad aromática sensaciones de fruta roja madura, apareciendo en segunda instancia algunos recuerdos de perfume floral que se muestran más bien breves y que dan paso a influencias de la madera, con atisbos de granos de café, tostados muy ligeros y ebanistería fina.
La boca resulta atractiva desde el arranque, tiene a mi juicio más personalidad que la demostrada en la vía aromática, con buena traza de acidez, notas envolventes y unos taninos golosos y pulidos, recreando en el paladar descriptores florales más incisivos que los aportados en nariz, matices silvestres y de jardinería, que también se exhiben con plenitud en la retronasal.
Buena persistencia, tal vez en algunos momentos la madera resulte algo incisiva, aunque con el paso de los minutos, ya con el vino en copa desde el primer servicio; se va abriendo la caja de esencias frutales y florales, que terminan apoderándose del guión de cata.
Retronasal con recuerdos de fresas y cerezas, pétalos de rosas rojas, alguna hierba aromática, breve nota balsámica y final que repite influencias descriptoras torrefactas y de ebanistería.
Lo califico en esta añada 2012 como recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario