martes, 23 de diciembre de 2014

Bodegas y Viñedos Lleiroso Crianza 2011.




Mi agradecimiento a los responsables de esta bodega de la denominación de origen Ribera del Duero, y en concreto a su responsable de imagen y comunicación Alfredo García Rider, por el envío desinteresado de muestras al objeto de mi cata y análisis personal.
Comienzo con este crianza en edición de añada 2011, un monovarietal de tempranillo que acredita doce meses de maduración en barricas de madera de roble francés, aportando en su cromática tonalidades picota con reflejos púrpura, afrontando en la aromática recuerdos de fruta roja madura en sazón, con algunas señas de especiados dulces que cubren el protagonismo de la segunda linea, expresando ya en el final de la fragancia memorias balsámicas menores y algún guiño láctico.
La boca tiene una entrada golosa, con media traza de acidez, buen acople de frescura en el avance, con taninos golosos y pulidos, y una nota de persistencia de intensidad media alta.
Amable en su progreso por boca, a ratos parece querer arrancar de la fruta un punto más de lozanía y protagonismo. En cualquier caso, correcto.
La retronasal envía evocaciones de ciruelas rojas y vainilla, con señas de regaliz y una huella cremosa que profundiza en su personalidad y que lleva a un final en donde la sapidez y la fruta se conjugan en una buena unidad.
Lo califico en esta añada 2011 entre recomendable y muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario