martes, 16 de diciembre de 2014

Bodega Barón de Ley Varietales Tempranillo 2011.


Cuarta muestra de las pertenecientes a esta bodega que pude catar gracias a la desinteresada aportación de Fernando González, durante una cena en la ciudad de Logroño. Dentro de la colección de varietales de Barón de Ley, su monovarietal de la casta tempranillo es junto a la ya comentada hace unos días, varietal de garnacha, la que a mi juicio mejor se adapta a la idea de que un vino de una colección de estas características refleje con absoluta fidelidad las identidad real de la casta que figura impresa en la etiqueta exterior.
Y es que en efecto, en este vino tinto en edición de añada 2011, que acredita una maduración de doce meses en barricas de madera de roble americano, plantea una buena condición de frescura, que se abre paso durante el avance del mismo en boca, con mucho equilibrio en la balanza entre fruta y madera y con una buena expresión varietal.
En copa parada muestra un color apicotado de buena intensidad, con algunos reflejos violáceos.
La nariz amanece con algunas notas especiadas y ahumadas que parecen relegar la fruta a un segundo plano, sin embargo y tras agitar la copa buscando aireación, la fruta negra y roja maduras comienzan su ascenso, acompañadas por sustanciales evocaciones aromáticas de cacao, tostados suaves y balsámicos que se recrean. Finaliza dando un punto de botica, bien alineado con un perfume silvestre, este menos intenso.
Boca gustosa, con un buen despliegue de la traza de acidez, aporta buena dosis de frescura, con los taninos golosos y marcados, prestigiando la varietal con una franca seña de persistencia.
La retronasal envía sensaciones de ciruelas rojas y moras, algunas vainillas y lácticos, con puntos de cacao y regaliz, que parecen unirse como si fuera un english cocoa, con glycyrrhiza glabra en lugar de menta.
Vuelven las evocaciones de botica y un sugerente recuerdo final que esgrime puntos de fruta confitada, tostados y hierbas aromáticas.
Buena complejidad, aunque exige paciencia tras del descorche inicial.
Lo califico en esta añada 2011 como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario