domingo, 9 de noviembre de 2014

Tenuta Vandelli Lambrusco Grasparossa di Castelvetro Rosa del Bacino.



Con mi más sincero agradecimiento a los responsables de esta bodega italiana, localizada en el municipio de Sassuolo, en pleno corazón de Módena; comienzo esta entrada del blog dispuesto a dar mis impresiones personales sobre este vino spumante rosato extra dry, un lambrusco que tras la cortina del rosa grosella oscuro y con ligeros reflejos cobrizos que escenifica en copa parada, esgrime un carbónico más bien comedido y no prologado en exceso.
Tiene una fragancia de frescura, algunas señas de fruta cítrica y frutos rojos, con sensibles notas florales y un guiño final en donde hay una fina nota de salinidad. Perímetro aromático de crema catalana, con la muesca de caramelo bien planteada.
La boca comienza con una seña de buena fruta, alargando los recuerdos de acidez, en la retronasal aparecen descriptores de ciruelas rojas y frambuesas que en un instante determinado se conjuran junto a algunos recuerdos de pétalos florales y otros balsámicos, para lograr una ferviente sensación de fruta. Es un vini spumante que sin llegar a alcanzar cotas elevadísimas de complejidad sí que, desde un plano puramente comercial, puede ser resultón en las distancias cortas.
Elaborado con un noventa por ciento varietal de lambrusco grasparossa di castelvetro y un diez por ciento de salamino di santa croce, tiene en su proceso de embotellado la aplicación del legendario método charmat , que por cierto fue creado y patentado por un italiano, Federico Martinotti; y adaptado posteriormente por el francés Eugène Charmat.
Vino de segunda fermentación que califico como recomendable, tiene un perfil muy comercial y tal vez pueda pedirle un peldaño más de prolongación, ya que al final parece desaparecer con más rapidez de lo deseado. No obstante demuestra una buena consistencia frutal y tiene la virtud de una frescura indudable.


No hay comentarios:

Publicar un comentario