martes, 19 de agosto de 2014

Bodegas Riojanas Viña Albina Vieja Reserva 1950.





Un capítulo más de mis catas con el enólogo Jesús Madrazo, y en esta ocasión y procedente de una colección de viejas añadas, más ó menos bien conservada; este Viña Albina, una referencia ya clásica en Bodegas Riojanas, que se nos presentó en edición de añada 1950, un reserva que coincide en la historia con la segunda ampliación de la bodega, y que tras su descorche y un meticuloso proceso de doble decantación se ha mostrado con la elegancia habitual de la casa, en cuanto a viejas glorias vinosas se refiere.
Base mayoritaria de tempranillo, con aportes menores de mazuelo y graciano, escenificando en copa parada un color rubí con algunos reflejos teja y amarronados que deja buena seña de su bendita ancianidad. Nariz que desliza sensaciones de media intensidad, con la fruta roja dulzona, recreada con algunos recuerdos de cuero animal, especiados, finos tostados, hoja de tabaco, finalizando con un punto de terrosidad aparente, no muy marcado. Tiene algunos guiños en donde los efectos de la madera llegan a nublar, en parte; a la fruta.
La boca comienza destapando un suave punto de guindas licorosas, gustoso y fino en el avance, la acidez mantiene un punto de firmeza, su progresión en boca es elegante, suave y aterciopelada, aunque a mi juicio peque un poco de falta de intensidad. En cualquier caso presume de gallardía y de Rioja. La retronasal vuelve a recordar guindas en licor, con nítidas puntas de confitura en segundo plano, hay cuero de nuevo y también hojas de tabaco, especiados y tostados, vainilla y canela.
La percepción final en cuanto a terrosidad es menor aquí en comparación con la fase olfativa.
Acredita un buen estado de forma, a pesar de esa falta de intensidad que he mencionado antes. Pero su elegancia y ese atinado terciopelo, le conceden buena personalidad y distinción.
Lo califico en esta botella y añada de 1950 como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario