lunes, 30 de junio de 2014

Bodega Otazu Rosado 2013.




Rosado monovarietal de merlot en una muestra de edición de añada 2013, enviado de modo desinteresado por la bodega navarra Otazu, para mi cata y análisis personal.
Aprovecho para agradecer al enólogo Jose Luis Ruiz, su colaboración con mi proyecto divulgador de la cultura vitivinícola.
Elaborado con frutos procedentes de los viñedos propiedad de la bodega, su cosecha se realiza de modo seleccionado y durante la noche, con maceración, ya en bodega; durante un periodo de doce horas, y posterior fermentado de treinta días en depósitos de acero inoxidable.
Color que en copa parada manifiesta tonos cromáticos rosa frambuesa, con algunos reflejos grosella y lilas, dejando en la aproximación nasal evocaciones de frutos rojos y negros maduros, apuntes florales en menor medida, apostando en el final del perfume por un tono que me ha recordado a yogur de fresa. Tiene tonos cítricos y defiende una fragancia golosa.
La boca es sustanciosa, con la fruta apareciendo en primer término, sorprende por su cuerpo y vinosidad, lanzando una traza de acidez llena de gran viveza, que derrocha frescura en el recorrido y que anuncia una final sensación de concentración frutosa.
Viveza y diversión durante su cata, dejando en la retronasal cauces de frutos rojos y negros maduros, con un perfil confitado y otro láctico menos intenso, abriendo pétalos florales de colores rojos y violetas, goloso y jugoso final.
Lo califico en esta añada 2013 como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario