miércoles, 20 de noviembre de 2013

Valonga Chardonnay 2012.


Muestra enviada de modo desinteresado por la bodega Valonga, para mi cata y análisis, hecho este que aprovecho para agradecer.
Estamos delante de una empresa agroalimentaria familiar, que además de vino, elabora aceite de oliva y recolecta nueces, y que se localiza en el Valle del Cinca.
El enólogo Ferrán Ferrer al frente de las labores de esta bodega.
Monovarietal de chardonnay, vino blanco sin crianza, en cuyo proceso de vinificado se procedió a una maceración pelicular en frío, con posterior desfangado y suave prensado, procediendo a continuación con el fermentado bajo control de temperatura y un battonage que se prolonga durante veintisiete días.
En copa parada esgrime un color amarillo pálido con reflejos verdosos, nariz de suave intensidad aromática, mostrando tonos de fruta cítrica, algún fino toque tropical, con matices de hierba fresca y algún tímido esbozo floral.
Boca con mayor presencia, entrada de fina nota frutal, acidez en media intensidad, tiene prolongación aunque ya hacia el final, parece perder un poco de potencia.
La retronasal evoca sensaciones de pomelo y un punto que me ha recordado a gominolas de limón, flores blancas y amarillas, y un guiño final que marca cierto amargor, aunque no tan largo como para prolongar en demasía su expresión.
Lo califico en esta añada 2012 entre aprobado y recomendable.
Le pido mayor longitud e intensidad durante toda la cata.

No hay comentarios:

Publicar un comentario