viernes, 8 de noviembre de 2013

Bodegas Montecillo Crianza 2009.


Fundada en el año 1874, fue adquirida por el grupo Osborne en 1973, la bodega Montecillo es un clásico de Rioja, dicho más por el nombre que por la condición de sus vinos. Y es que a mi Montecillo más que clásico me resulta cercano, como si ya Gonzalo de Berceo conociera la marca, claro es que no es así. Montecillo, como Federico Paternina, ha sido un vino fácil de ver desde que uno tuvo uso de razón, acompañando meriendas y sarmientos de bajeras y sociedades.
La casta tempranillo resulta entrañable en este vino, con una funda cromática que en copa parada exhibe un color apicotado intenso con reflejos grana y púrpura, nariz que envía tonos de fruta roja y negra maduras, suave sazón, con especiados incipientes y tostados finos procedentes de la madera.
Me gusta más la fase aromática que la boca de este vino, ya que aún lo noto un tanto agreste, arranque medio de dulzor frutal, media alta traza de acidez, los taninos fundentes y golosos, empapa el paladar, pero tiene alguna curva en su punto final.
Persistencia de media intensidad, con la retronasal que habla de ciruelas rojas y cerezas, vainilla y pimienta blanca, con un matiz herbáceo y un fondo tostado liviano.
Califico esta añada 2009 entre aprobado y recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario