martes, 27 de agosto de 2013

Bodegas Vallobera Terran de Vallobera 2008.


Vino catado durante una pasada visita a Vallobera, bodega localizada en Laguardia y comandada con buen criterio por la familia San Pedro, una auténtica dinastía vitivinícola en la denominación Rioja.
Tempranillo cien por cien, con una vinificación que incluye maceración prefermentativa durante tres días con temperatura controlada y largos remontados.
Quince meses de envejecido en barricas de madera de roble francés y americano.
Color apicotado con reflejos purpúreos. Buen brillo e intensidad estética.
Nariz que proclama recuerdos de fruta roja y negra madura, con algunos tonos tostados suaves, dando rienda suelta después a una expresiva complejidad en el perfume, esbozando notas especiadas, pimienta y clavo; con algunas señas balsámicas livianas y un punto de cacao bastante contenido.
La boca es densa y expresa buena extracción, tiene dulzor en el arranque, con una buena identidad del fruto tempranillo, despliegue de una traza de acidez que concede sensaciones de frescura y que desemboca en unos taninos sugerentes, golosos y algo alzados, lo que suelo definir con el calificativo globosos.
Creo que en el instante de su cata el vino aún precisaba un tiempo más de botella, pero en cualquier caso se mostró contundente en personalidad vinosa y en contenido frutal.
Buena seña de persistencia, buena longitud.
La retronasal me trae recuerdos de arándanos y cerezas, ciruelas rojas, pimienta negra, suavidad silvestre, crema de chocolate y algún matiz balsámico que se abre con más carácter que en la fase nasal.
Un vino que recomiendo catar y sobre todo degustar largamente, y que entiendo que desde que yo lo caté, hace ya unos cuantos meses; habrá ganado en punto de afinado en botella.
Lo califico como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario