sábado, 13 de julio de 2013

Martín Codax Organistrum Albariño Colleita 2010.


Quiero aprovechar esta entrada de mi blog dedicada al vino albariño Organistrum en edición de añada 2010, para agradecer a los responsables de la bodega en el stand de Vinexpo 2013, por su amable atención cuando un servidor se acercó a catar sus vinos. Amplias explicaciones sobre cada una de las referencias que iba aproximando a nariz y boca, y un exquisito conocimiento del producto ofrecido, algo que aunque suene raro no siempre es habitual en este tipo de grandes ferias.
Hay ocasiones en las que el vino no está en buenas manos, y aunque por suerte no abundan, sí existen.
Estamos ante el único de los vinos albariños de Martín Codax que se elabora parcialmente mediando uso de barricas. Los frutos proceden de parcelas con exposición suroeste. Tras vendimia y fermentación, llegan las barricas de roble francés Allier durante cuatro meses, con primer mes y medio de battonages, para acabar con ocho meses adicionales de depósito de acero inoxidable, buscando un afinado del vino.
En copa parada muestra un color amarillo pálido con reflejos dorados. Nariz que envía recuerdos cítricos, con puntos ahumados escoltando a la fruta en primera instancia, dando al final sensaciones suaves de resinas y especiados.
Boca que deja huella de fruta en el arranque, con la acidez bien desplegada, notas de frescura, que abren un alter ego con la esencia de la madera, dejando en la retronasal mayor carga de madera que en la fase nasal. Hay vainillas y anisados, con puntos vegetales y frutales que mantienen el tipo y que prenden la llama del equilibrio. Tiene hechuras de sapidez, con prolongadas sensaciones, textura untuosa y ciruelas claudia, limón y pomelo, que coquetean con un corazón vegetal.
Califico esta añada 2010 del Organistrum como muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario