domingo, 9 de junio de 2013

Champagne Georges Laval Cumières Premier Cru Brut Nature.


Uno de esos champañas que llevan las tres marías varietales de los espumosos franceses en su alma, la chardonnay en un cincuenta por ciento, la pinot noir en un veinticinco y la pinot meunier en el  veinticinco porcentual restante. Frutos obtenidos de viñedos con orientación sur, en parcelas con una media de más de treinta años de antiguedad, y algunas con más de setenta. Siempre localizadas en el lado derecho de la Marne. Crianza en barricas, sin clarificados ni filtrados, siempre sobre lías.
Emblemático, aunque no rotundo.
Me explico, da buena percepción estética, con un color amarillo dorado de cierta intensidad y burbuja fina, bien alineada; dejando en aromas buen repertorio de manzana reineta asada, levaduras y flores, con cierta nota melosa. La boca comienza bien, dando buena integración del carbónico, buena marca de fruta en lengua y paladar, traza correcta en cuanto a acidez, pero ya en el final se desdibuja, le falta longitud y acabado. Hasta ese momento se declaraba untuoso, algo graso, envolvente y con las características que ensalzan al champaña por encima de otros espumosos. Sin embargo, creo que le falla la largura, ya que a pesar de que en vía retronasal repite con claridad los apuntes aromáticos de nariz, aparece una laguna en el epílogo. Esperaba un desenlace más sostenido. Califico este champaña Brut Nature de Georges Laval entre aprobado y recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario