martes, 18 de junio de 2013

Celler Massís Vino Blanco 2011.


Benjamín Romeo, la garnatxa blanca y el xarel.lo en una proporción bastante igualada, con un punto más para la segunda de las varietales mencionadas. Fermentación en barricas de roble francés, cincuenta por ciento nuevas y el otro cincuenta por ciento de un solo vino. Envejecido de ocho meses en madera.
Un gusto catar este vino en Burgos, durante mi asistencia al salón de vinos de El Alma de los Vinos Unicos.
Color amarillo pájizo y brillante en copa, con algún tonos verdoso. Nariz de buena intensidad aromática, con recuerdos de fruta cítrica en primera instancia, acoplando tonos de ahumados y flores blancas, ligero recorrido en el perfume de manzana verde y hierba húmeda, algunos matices de levadura algo nostálgicos, no muy marcados.
Boca franca, que se abre con la fruta fresca y llena de complejidad, buena traza de acidez, textura untuosa, me apetecerá ver como va progresando en botella porque intuyo un gran vino, mejorando lo presente; a partir de ocho meses y en adelante.
Envolvente, con la retronasal que llega marcando frutos cítricos, flores blancas y amarillas, albaricoque y un final presidido por notas silvestres.
Lo califico en esta añada 2011 entre recomendable y muy recomendable, podrá subir peldaños hacia mayores glorias. No le perderé la pista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario