jueves, 9 de mayo de 2013

Bodegas Vetas Petit Verdot 2004.


Crianza de veinte meses en barricas nuevas de roble francés, con un afinado posterior en botella de cincuenta y cuatro meses, contemplan este monovarietal de petit verdot, que salió al mercado en el mes de febrero de 2011.
Frutos procedentes de una hectárea de terreno de cultivo localizada a una altitud de setecientos cincuenta metros en plena Serranía de Ronda, Finca El Baco; parcela dotada con un suelo profundo de composición arcillo calcáreo y limoso, siendo el subsuelo calizo.
Su padre espiritual es el avulense Juan Manuel Vetas, que adquirió su pasión por el campo y el vino en el Medoc francés, en donde trabajó para varios château, antes de regresar a España, en donde obtuvo especial brillo con la etiqueta principal de Cortijo de las Monjas.
Vetas dirige ahora su propia bodega, y de ella surge este monovarietal de singular condición.
Primero desmarcaría su virtud como vino de guarda. Teniendo en cuenta la añada y que lo he catado en 2013, entiendo que su virtud primaria es tener una profunda viveza y una suculenta lozanía.
Rojo picota con algunos reflejos grana y otros violáceos. Nariz que se muestra algo cerrada en el comienzo, pero que tras agitar la copa y esperar, comienza a poblar la escena de matices frutales y florales, puntos dulzones y especiados, y alguna seña de identidad que habla de sotobosque.
La boca es carnosa desde el origen con los taninos plenos y golosos, impactando con carácter vinoso en lengua y encías, potente y bien estructurado, largo en recorrido y con buena integración general del alcohol y de la madera. Siempre predomina la fruta, dando una huella de persistencia que califico como intensa. La linea de acidez se desarrolla en media alta proporción, dejando en la retronasal matices de frutas rojas y negras maduras, ligera sensación de salinidad, puntos de matorral de bosque, vainillas y tabaco. Es un vino atractivo desde la entrada en boca, untuoso y suavemente cálido en su contacto con el paladar.
En resumen, un gran vino.
Lo califico en esta añada 2004 y ahora mismo como muy recomendable e irá escalando mayores posiciones. Tiene vida y recorrido por delante. A partir de dos años más en botella y en adelante podrá ofrecer más gloria vinosa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario